domingo, 29 de mayo de 2016

Mision San Francisco Borja Adac

El sitio de la Misión de San Francisco de Borja, localizado a 102 km. al noroeste de la Misión Santa Gertrudis, cerca del ojo de agua de Adac, fue descubierto por el Padre George Retz en 1758, y el 27 de agosto de 1759, el mismo Padre comenzó la construcción de canales de riego de piedra y una capilla de adobe. Dotada por Doña María de Borja, Duquesa de Béjar y Gandía, la Misión fue fundada el 1 de septiembre por el Padre Wenceslaus Link.
El cultivo de trigo, maíz, cebada, garbanzo y uvas fue introducido, obteniéndose provisiones adicionales por mar, vía la Bahía de Los Ángeles, 35 km. al noroeste, descubierta por el Padre Fernando Consag en 1746. Se construyeron de adobe numerosos edificios y un hospital, así como una iglesia que fue erigida en 1769. En 1801 una iglesia mayor fue construida de cantera rosa.
Aunque abandonada permanentemente en 1818, debido a la falta de población, existen extensas ruinas de adobe de los edificios de La Misión y la Iglesia de Cantera está en buen estado de preservación. Hay dos estanques de piedra y algunos canales de riego construidos del mismo material, así como una pila de bautismo del siglo XVII; existían dos campanas fechadas en 1759, pero éstas desaparecieron en 1962.
Dichas campanas fueron buscadas afanosamente por
el Sr. Francisco Zárate Vidal, quien con la intervención de las autoridades en Estados Unidos fueron localizadas y rescatadas. Las campanas las entregó el Sr. Zárate Vidal al gobierno del estado y éste a su vez, las depositó en el Museo de la Universidad de Baja California.

Algunas gentes lugareñas de Bahía de Los Ángeles han estado pidiendo en diferentes ocasiones que estas campanas regresen a la Misión o sean depositadas en Bahía de Los Ángeles mientras existen condiciones de seguridad para instalarlas nuevamente en el campanario de la Misión.
En esta región hay poblados muy antiguos, pinturas rupestres, cuevas, tinajas y es uno de los sitios ideales del borrego cimarrón, dueño y señor de las montañas de la Sierra de Calmallí.